Cuando corres … ¿Te duele el pie? Parte 6

En el artículo anterior comentábamos la importancia de reconocer el dolor y las lesiones para poner una solución cuanto antes. El mejor consejo que se puede dar, es acudir cuanto antes al médico, podólogo o traumatólogo, según de donde provenga nuestro dolor para que nos diagnostiquen y nos pongan en tratamiento antes de que la lesión se agrave.

running

En artículos anteriores, hablábamos sobre las causas y síntomas de la tendinitis del musculo extensor del pie; los uñeros y los callos,  tendinitis del peroneo , el esguince del ligamento peroneo-astragalino anterior y, por último, dolor en el seno del tarso, si te lo perdiste: Cuando corres … ¿Te duele el pie?,  Cuando corres … ¿Te duele el pie? Parte 2  Cuando corres … ¿Te duele el pie? Parte 3 y Cuando corres … ¿Te duele el pie? Parte 4 y Cuando corres … ¿Te duele el pie? Parte 5

Principales causas del dolor en el pie en runners

CARA MEDIAL DEL PIE

1) Hallux Limitus: es la limitación de la movilidad en la articulación formada por la falange del primer dedo con el primer metatarsiano. El hallux limitus aparece en personas jóvenes , con el paso del tiempo se va transformando en un hallux rígidus, por lo que en ocasiones se le considera como un estadio inicial de la degeneración articular. Esta articulación es básica en el desarrollo de la marcha humana, permite soportar el peso del cuerpo cuando corremos.

hallux-limitus-pie

¿Cómo reconocemos la lesión? Esta limitación de la movilidad articular provoca dolor y consecuentemente una disminución de la actividad de la persona que sufre este problema.

Las causas más comunes del hallux limitus es la alteración biomecánica del pie. La pronación de las articulaciones de la parte posterior del pie provocan hipermovilidad del primer metatarsiano, desarrollando un disbalance muscular que limita el movimiento de la falange del primer dedo sobre el primer metatarsiano.

entrenar

La consecuencia es que el metatarsiano coche contra la falange del primer dedo, perdiendo funcionalidad en la marcha.

Si hay antecedentes en su familia o comienza a notar los síntomas, acuda rápidamente a su médico o podologo pues los daños de la lesión no se recuperan, por tanto, un diagnostico preventivo o su rápida actuación impedirán que degenere la lesión en su estadio más grave.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s